María elena arenas cruz






descargar 50.26 Kb.
títuloMaría elena arenas cruz
fecha de publicación18.06.2015
tamaño50.26 Kb.
tipoDocumentos
h.exam-10.com > Economía > Documentos
RAZONES EN CONTRA DE LA ENERGÍA NUCLEAR: DESMONTEMOS LAS ARGUMENTACIONES OFICIALES


MARÍA ELENA ARENAS CRUZ





  • Se nos dice: ¡las centrales nucleares son más ecológicas porque no emiten CO2 a la atmósfera, de manera que así podríamos cumplir con los niveles exigidos por el protocolo de Kyoto... ¡

http://revista.libertaddigital.com/una-energia-necesaria-1276231347.html

....Pero se minimiza que generan cientos de miles de barriles de residuos radiactivos que no solo son altamente contaminantes y muy peligrosos para la salud, sino que no se destruyen en miles de años: dejaremos a nuestros descendientes la inmensa basura radiactiva que está generando la luz que ahora consumimos.
....Pero se calla que para enfriar los reactores nucleares se necesitan cientos de millones de litros de agua. Por eso se construyen al lado del mar o de ríos, lagos o embalses, cuyas aguas se calientan en el proceso y vuelven a los ecosistemas lacustres y marinos modificando sistemática y repetidamente sus temperaturas, con la consecuente destrucción callada y constante de la biodiversidad acuática de las zonas limítrofes.

Véasehttp://www.elpais.com/articulo/opinion/Moraleja/nuclear/Japon/elpepuopi/20110317elpepiopi_11/Tes
...Pero se calla que, en realidad, las emisiones de CO2 a la atmósfera las producen los combustibles fósiles (gasoil y gasolina) con los que cargamos los depósitos de nuestros coches, camiones de transporte de mercancías, barcos, aviones... y de nuestras calefacciones. De manera que, lo que de verdad habría que hacer si nos interesara cumplir los compromisos de Kyoto es cambiar radicalmente nuestra forma de desplazarnos y reducir el consumo de productos que cada día se transportan a cientos de kilómetros de su lugar de origen.
...Por lo demás, si las centrales nucleares en sí mismas emiten niveles bajos de CO2 a la atmósfera, los datos se elevan mucho cuando se analiza todo el complicado proceso de extracción y transformación del uranio, la construcción de la propia central, el mantenimiento de los residuos almacenados, así como el ulterior desmantelamiento de las instalaciones, todos ellos procesos en los que la emisión de CO2 es altísima.

http://blogs.elpais.com/eco-lab/2011/02/el-co2-generado-por-la-energia-nuclear.html#more


  • Se nos dice: ¡las centrales nucleares permitirían la autonomía energética de España...!


...Pero se soslaya el hecho de que España no produce uranio, que hay que comprar a los países productores, que son pocos y lo venden carísimo. Además, el uranio es un mineral finito: se estima que, al ritmo que hoy se consume, los yacimientos de uranio estarán vacíos en 60 o 70 años.


  • Se nos dice: ¡la energía nuclear ha de ser una más dentro de las posibilidades de producción energética con las que contamos: minas de carbón, aerogeneradores, plantas solares, centrales nucleares, centrales hidráulicas...!


...Pero no se dice que unas son de producción infinita, no contaminan y no perjudican la salud, ni la nuestra ni las de las generaciones futuras, (el sol, el aire, el agua), mientras que las otras son de producción finita, extraordinariamente contaminantes y en extremo perjudiciales para el ser humano (carbón y residuos generados por la fusión nuclear).



  • Se nos dice: ¡si no contamos con la energía producida por las centrales nucleares (el 20 % del total en la actualidad), no podremos cubrir las necesidades energéticas de la población!


...Pero en esta afirmación no se destaca que la punta de demanda registrada en España ronda los 44.000 Megavatios, mientras que la potencia instalada supera los 100.000 Megavatios (Javier García Breva, responsable de la Fundación Renovables). Esto quiere decir que tenemos una red preparada para dispensar más energía de la que consumimos, excedente que pagamos todos.

...Pero se evita señalar que las necesidades energéticas reales de la población no son las que parecen ser; nadie habla de la sobreproducción de energía (en España), ni del sobreconsumo inducido (luces encendidas días enteros en centros comerciales o de la administración, industriales..., calles en exceso iluminadas toda la noche, despilfarro en fiestas señaladas; pésimo control de la temperatura adecuada en calefacción y aire acondicionado en las casas y en lugares públicos...).

http://www.rebelion.org/noticia.php?id=126380
...Pero, ¿no será que la mayor parte de la energía la consume el tejido industrial y empresarial dedicado a producir hasta el infinito (y más allá) objetos sobreenvasados, sobrecoloreados, sobreedulcorados, diseñados para autodestruirse (recordemos el principio de la obsolescencia programada) o convertirse pronto en basura (que ha de ser incinerada) y que, en realidad, no necesitamos?

http://noledigasamimadrequetrabajoenbolsa.blogspot.com/2008/09/la-historia-de-las-cosas-story-of-stuff.html

...Pero nadie parece escuchar a los que se atreven a proponer la necesidad de un cambio personal y social encaminado a reducir o eliminar el consumo superficial o banal de productos innecesarios y, por tanto, de energía (véanse urgentemente las interesantes propuestas y argumentaciones de los teóricos del DECRECIMIENTO: Carlos Taibo, Jorge Richman, Joaquín Sempere,...por citar solo algunos autores españoles)

http://www.youtube.com/watch?v=GzUO0_18uEE
...De hecho, si nos preguntan a las personas, a usted y a mí, a lo mejor estábamos dispuestos a hacer cambios en nuestra vida, a aceptar cortes de electricidad incluso, con tal de vivir más seguros. Así se expresa estos días una superviviente de Hiroshima, que tiene familia en Fukushima.

http://www.elpais.com/articulo/internacional/Viviria/cortes/electricidad/cambio/erradicar/todo/nuclear/elpepuint/20110321elpepiint_20/Tes
...De hecho, el 29 de marzo de 2012, nos enteramos de que en Japón solo queda una central nuclear activa, y que pronto, esta también se parará: http://rebelion.org/noticia.php?id=147142
...De hecho, actualmente las energías renovables generan en España el 35 % de la electricidad y muchos más puestos de trabajo que cualquier central nuclear, de manera que, seguir invirtiendo en ellas puede permitir cubrir las necesidades energéticas razonables de la población (no el sobreconsumo actual).



  • Se nos dice: ¡son muy seguras! ¡Los ingenieros han desarrollado una tecnología extraordinariamente sofisticada y perfecta para garantizar que no se produzcan emisiones radiactivas a la atmósfera, ni explosiones, para tratar y almacenar convenientemente los residuos, etc...!


...Pero es que resulta que no sabemos si se nos está proporcionando información fiable y verdadera1. De hecho, ahora nos enteramos que en Japón “Las empresas que gestionan centrales nucleares, Tepco, Hokuriku Electric o Chugoku Electric Power han facilitado cientos de informes técnicos falsos y han ocultado deliberadamente accidentes y situaciones de emergencia en las plantas” http://www.elpais.com/articulo/internacional/verdad/descortes/elpepuint/20110316elpepiint_7/Tes

.

...Pero es el 17 de marzo de 2011 oímos al comisario europeo de energía confesar: “no todas las centrales nucleares europeas son seguras”

http://www.abc.es/20110317/internacional/abci-oettinger-afirma-todas-centrales-201103171401.html
... Y la situada en Santa María de Garoña tiene el mismo sistema de protección en caso de accidente grave que el de la central de Fukushima, el polémico sistema de contención Mark I, que ha sido objeto de análisis por supuestos fallos de seguridad desde comienzos de la década de 1970. Sin embargo, la central de Garoña, cuya vida útil ha sido prorrogada recientemente hasta el 2013, no alcanza a producir el 2% de la energía total.

http://www.publico.es/espana/366522/garona-utiliza-el-polemico-sistema-de-seguridad-de-fukushima

...Pero, además, resulta que la mayoría de las centrales nucleares son privadas, y los dueños y accionistas de las grandes compañías eléctricas buscan, sobre todo, la rentabilidad, de manera que ahorran gastos en seguridad (muy cara, carísima, si se pretende que sea eficaz).

http://www.rebelion.org/noticia.php?id=124454

http://www.elpais.com/articulo/opinion/mentiras/nucleares/elpepuopi/20110418elpepiopi_11/Tes
...Pero, sobre todo, nadie parece contar con la magnitud de las fuerzas de la tierra, sobre cuya superficie, al parecer, están construidas las centrales nucleares. Además de los “pequeños” accidentes de los que apenas existe información2 (algunos no tan pequeños, como los inmensos daños producidos en 1992 por el huracán Andrew en la central nuclear de Turkey Point, en la bahía de Biscayne (Florida), o los sufridos por la central de Madrás (India) tras el maremoto que se desató en el Índico en diciembre de 2004), se puede contar con tres grandes catástrofes nucleares de efectos devastadores:

  • el accidente en la central de Three Mile Island en Pensilvania, en 1979.

  • la explosión de la central nuclear de Chernóbil en 1986, que, además de los muertos, produjo elevadas emisiones de material radiactivo que se extendió a miles de kilómetros desde Ucrania

http://www.rebelion.org/noticia.php?id=124422

  • los elevadísimos índices de contaminación radiactiva y el inminente peligro de explosión de los tres reactores más afectados por el terremoto del pasado 11 de marzo de 2011 en la central nuclear de Fukushima.



  • Sobre los peligros de la arrogancia tecnológica:

http://rebelion.org/noticia.php?id=148239


  • Se nos dice: ¡España no es una zona de grave riesgo sísmico, por tanto, nuestras centrales nucleares nunca se verán sometidas a terremotos de esa magnitud!


---Pero dicha afirmación es, sencillamente, falsa. Según el Instituto de Investigación, Desarrollo y Control de la Calidad en la Edificación (INDYCCE) del Colegio Oficial de Arquitectos técnicos y aparejadores de Málaga, en nuestro país no existe conciencia de la magnitud de los grandes terremotos y tsunamis catastróficos sufridos en la historia: “Comprobamos que desde el siglo XIV hasta el siglo XX se ha producido como media un gran terremoto catastrófico cada cien años, resultando inusual la ausencia de los mismos a lo largo del siglo XX, lo cual incrementa gravemente su probabilidad de ocurrencia en un futuro próximo. Está demostrado científicamente, que en nuestro país existen fallas capaces de generar terremotos de magnitudes superiores a 6,5, de forma que es muy probable que sea sólo cuestión de tiempo el que esos terremotos destructivos vuelvan a producirse”

http://www.libroabierto.coaat.es/articulos/ricardo.pdf

http://www.elpais.com/articulo/sociedad/Tsunamis/Espana/elpepusoc/20110410elpepisoc_3/Tes
---De tal manera que, si bien el riesgo se puede medir (con datos y cifras) y hasta se puede prevenir, nos dicen, lo que no se puede controlar es la incertidumbre: desconocemos los eventos futuros. Aunque la probabilidad de que ocurra un accidente pueda ser baja, si ocurre, como queda demostrado que algunas veces ocurren sucesos imprevistos, los efectos de la catástrofe subsiguiente resultan devastadores (pérdida de vidas humanas, desastre ecológico, hundimiento económico).

Se nos ha olvidado el más elemental PRINCIPIO DE PRECAUCIÓN http://www.rebelion.org/noticia.php?id=124438

http://www.rebelion.org/noticia.php?id=124639


  • Se nos dice: ¡una vez amortizada la inversión inicial, las centrales nucleares producen tanta energía eléctrica, que esta resulta más barata!



...Pero, antes de amortizar, hay que invertir y son elevadísimas las cantidades de dinero que se requieren para levantar y mantener un complejo tecnológico e industrial de la magnitud de una central nuclear, costes en los que también hay que incluir la gestión de los residuos radiactivos y el desmantelamiento de la central una vez concluida su vida útil.

http://www.soitu.es/soitu/2008/02/18/medioambiente/1203358229_923689.html

....Pero, resulta que todos pagamos el kw consumido al mismo precio previamente establecido (tanto si ha sido producido por las centrales nucleares como si ha sido producido en las de carbón o en las solares). Por tanto, las nucleares no nos lo han abaratado.

http://www.soitu.es/soitu/2009/07/23/actualidad/1248357745_649497.html
Existe una diferencia abismal entre lo que cuesta producir el kw y el precio que realmente pagamos por él (mucho más caro), debido, fundamentalmente al acuerdo tácito (o público) entre las grandes empresas eléctricas.

http://www.elpais.com/articulo/opinion/yugo/tarifa/electrica/elpepuopi/20110407elpepiopi_12/Tes
Dicha diferencia de precio es lo que después se traduce en los descomunales beneficios que este año han tenido los altos ejecutivos de Iberdrola, Endesa o Gas Natural.

http://www.lavanguardia.es/economia/20110224/54119756742/la-retribucion-del-presidente-de-iberdrola-bajo-un-36-5-hasta-5-2-millones.html


...Pero, además, ¿quién paga? Nadie confiesa que la industria nuclear sigue subsistiendo en todas partes gracias a muníficas subvenciones estatales

- http://www.rebelion.org/noticia.php?id=125462

- http://rebelion.org/noticia.php?id=147727


  • Se nos dice. ¡los riesgos para la salud son mínimos!


...Pero se calla que la Organización Mundial de la Salud (OMS) depende directamente de la Agencia Internacional de la Energía Nuclear (AIEA) desde el acuerdo firmado entre ambas corporaciones el 28 de mayo de 1959. De manera que, ¿son fiables los datos y medidas tomados por la OMS?

http://www.rebelion.org/noticia.php?id=125554


Por último, ¿quién nos dice todo esto a bombo y platillo en nuestro país?


  • Las grandes compañías eléctricas transnacionales: Endesa, Iberdrola, Gas Natural. No debemos olvidar que hubo un tiempo en que eran nacionales (por tanto, nos pertenecían a todos), pero que fueron privatizadas en el furor neoliberal de los sucesivos gobiernos democráticos (de izquierdas y derechas), de manera que es evidente que trabajan para el beneficio de sus accionistas, no para el beneficio de los ciudadanos. Además, se trata de beneficios económicos A CORTO PLAZO, no de intereses generales para la Humanidad en el medio y largo plazo.

  • Los representantes de los dos grandes partidos políticos, PP y PSOE, entre cuyos miembros hay dos expresidentes de gobierno, José María Aznar y Felipe González, que actualmente forman parte de los consejos de administración de dos de las citadas grandes compañías eléctricas, de las que reciben suculentos sueldos.

  • Intelectuales de izquierdas

http://www.rebelion.org/noticia.php?id=127210

  • Los asesores financieros de grandes lobbys bancarios (BBVA, Santander...), que tienen intereses económicos implicados en las inversiones y transacciones comerciales de las citadas grandes compañías eléctricas.

  • Las llamadas "instituciones internacionales relevantes". De la Organización Internacional de la Energía Atómica (OIEA) a la Agencia Internacional de la Energía, pasando por la OCDE, emiten toda clase de informes y documentos en los que se aconseja a los Gobiernos integrar la energía nuclear en sus parques de generación.



Y ¿quién responde al discurso oficial?


  • Los ecologistas trasnochados, entre los que, sin embargo, se encuentran economistas, biólogos, ingenieros, antropólogos, poetas, filósofos...

  • La mayoría de las ONG’s (no solo las “amigas de la naturaleza”, sino las que defienden los derechos humanos, la justicia alimentaria, el acceso al agua potable...)

  • Los ciudadanos anónimos y desorganizados que gritan su disgusto en las redes sociales



Vaya, resulta que los que gritan a favor de las centrales nucleares tienen grandes intereses económicos en juego, personales y corporativos, mientras que los que se oponen son los ciudadanos de a pie, sin dinero, con solo su voz y su voto.


Marcos González Sedano lo explica mejor que yo en este breve texto

El Juego del Mercado

Hay un parquecito aquí donde vivo al que dan sombra dos olivos centenarios. Acarician sus ramas ocho estatuas de bronce de niños y niñas que juegan a la pelota, a piola, a la rueda y al pilla. Pareciera que el escultor nos invitara a la infancia, a juegos desaparecidos si no han sido mercantilizados.

Las elites globales y locales también juegan su juego, el del Mercado. El Planeta es el lugar donde se desarrolla la partida y nosotros, los seres humanos, los animales y el medioambiente, los objetos del juego. Quien más objetos acapare será el triunfador. Se pueden destruir objetos en guerras, por enfermedades, por hambre, por infelicidad, por frustraciones colectivas o individuales. Se pueden destruir continentes como África, siempre que no se destruyan sus materias primas. Se pueden envenenar acuíferos como el de la mina de las Cruces en Sevilla, que daría agua a sus habitantes en tiempos de sequía o el propio río Guadalquivir.

Para jugar a este juego es importante no tener escrúpulos, ni corazón, ni sentimientos nobles. Se permite poner y quitar dictador según vaya la partida, hoy amigo mañana enemigo. Se pueden comprar parlamentos, presidentes y expresidentes (si se dejan) e imponer la energía nuclear mientras estalla Chernóbil o Japón.

Las reglas del Mercado son claras, todo vale y vale todo mientras el juego no se pare.

Así que, ROMPAMOS LA BARAJA


Diccionario de términos relacionados con la energía nuclear

http://www.publico.es/internacional/366992/diccionario-nuclear

En el mundo
Presión a los gobiernos de grandes lobbys financieros y de las empresas energéticas
http://www.rebelion.org/noticia.php?id=124663
http://www.rebelion.org/noticia.php?id=124606
http://rebelion.org/noticia.php?id=147142


1 Además, nada es transparente en los informes: los residuos nucleares se contabilizan como "bultos" y las estadísticas sobre radiación de los trabajadores de las centrales se publican y comparan como dosis "colectivas". Los "bultos" radiactivos (de los que en España se produjeron 3.914 en 2009), se definen por la industria como "embalajes con su contenido radiactivo, tal y como se presentan para su transporte y almacenamiento". Las llamadas dosis "colectivas", por su parte, son "dosis efectivas, equivalentes o comprometidas que recibe el conjunto [de empleados]. Se mide en sv-persona (sievert, unidad de radiación) y se obtiene sumando las dosis recibidas por cada uno de los miembros del conjunto"

.http://www.elpais.com/articulo/sociedad/hora/renovables/elpepisoc/20110322elpepisoc_1/Tes


2 No hacen falta tremendas catástrofes naturales para desencadenar un desastre nuclear como el de Fukushima. Así, en 2006 un incendio casi hizo perder el control de un reactor en Ringhals (Suecia). También unos incendios llevaron al cierre de la central nuclear de Vandellòs I (Tarragona) en 1989 y otro en 2008 paró durante tres meses Vandellòs II. Un error humano o un atentado serían también suficientes.

Añadir el documento a tu blog o sitio web

similar:

María elena arenas cruz iconMaría Elena Walsh, poeta

María elena arenas cruz iconMaría Elena en la casa de Doña Disparate

María elena arenas cruz iconEntrevista con María Elena de Salas Castellano que se reproduce en...

María elena arenas cruz iconEscrita en 1984. Estrenada en la Habana. Cuba, bajo la dirección...

María elena arenas cruz iconLa batalla de campillo de arenas

María elena arenas cruz iconLa infidelidad de María en el cuento “El humor de la melancolía”...

María elena arenas cruz iconElena Marti-Zaro

María elena arenas cruz iconElena Vallejo – Mezzosoprano

María elena arenas cruz icon¿te acuerdas…DE? “El consultorio de Elena Francis”

María elena arenas cruz iconP enélope Cruz Sánchez






© 2015
contactos
h.exam-10.com