La carrera del profesor universitario: cada vez más larga, MÁs pobre y más precaria






descargar 79.22 Kb.
títuloLa carrera del profesor universitario: cada vez más larga, MÁs pobre y más precaria
página3/7
fecha de publicación30.05.2015
tamaño79.22 Kb.
tipoDocumentos
h.exam-10.com > Ley > Documentos
1   2   3   4   5   6   7

Cada vez desde más bajo



No haría falta mostrar esta degeneración verdaderamente única y absolutamente evidente de la condición de profesor universitario si no fuera porque los profesores más jóvenes, carentes de perspectiva, tienden a pensar que siempre fue así, mientras que los más viejos, que tienen perspectiva y saben que los tiempos pasados fueron mejores, no tienen interés en difundir su secreto. Permítaseme, pues, hacer una breve comparación primero en términos de edad y luego en términos económicos.
En términos de edad, el alargamiento del proceso de acceso a la cátedra ha llegado ya al extremo opuesto del que partió. De casi comenzar como catedrático hemos pasado a que cada vez con más frecuencia se llegue a catedrático al borde de la jubilación. En los sesenta la gente se licenciaba con 20, terminaba la tesis mientras era ayudante o adjunto a los 25 y con suerte sacaba oposiciones antes de los 30 (con mala suerte simplemente lo dejaba). Actualmente, se acaba la licenciatura a los 23 y se llega a doctor a los 28; luego, o se es afortunado y se consigue una beca postdoc o se encuentra una plaza de asociado al tiempo que se hace otra cosa para ganarse la vida. La beca postdoc puede ser en Oxford o Yale o cualquier universidad prestigiosa del mundo; igual daría Melilla, pues cuando se vuelve no se encuentra silla y hay que recurrir a una de esas becas Ramón y Cajal o a intentar ser ayudante o asociado. Poca gente consigue ya ser Profesor Titular antes de los cuarenta, y con el impulso de la nueva Ley de 2002 lo que se conseguirá por término medio a esa edad será un contrato permanente, quizás de Doctor, quedando lo de profesor titular para más adelante, quizás los cincuenta; luego, con suerte, mérito e intriga, unos llegarán a catedráticos y otros no. Va siendo cada vez más frecuente el caso de las cátedras que se convocan para que el titular próximo a la jubilación pueda acabar sus días llamándose catedrático. En fin, que estamos en plena estructura piramidal, con departamentos semejantes a los de Estados Unidos, como se proponían las reformas de Lora Tamayo. Es una pena que durante su construcción hayamos mirado únicamente hacia dentro, sin tomar en cuenta referencias externas. Que nos hayamos interesado más por quien estaba arriba y quien estaba abajo en vez de considerar donde estaba el conjunto; que nos hayamos cuidado en exceso de lo relativo y muy poco o nada de lo absoluto. Tenemos una pirámide, pero no elevada sobre el suelo, sino excavada bajo tierra. Si los catedráticos, en la cúspide, han quedado igual, los nuevos profesores que trepan a trompadas por las faldas de la pirámide están, inevitablemente, peor.

Cada vez más pobre



Claro que en términos económicos, una estructura piramidal que se consigue rebajando sistemáticamente a los que entran consigue abaratar considerablemente la mano de obra. El cálculo es sencillo. Los profesores de los sesenta han cobrado toda su vida docente, digamos cuarenta años, sueldos de catedráticos. Pongámoslos arbitrariamente en 3: han costado al erario público 120. Pues bien, un profesor que entra ahora de ayudante a los 30 (permítaseme no contar el período de becario, he de ser coherente con la idea de que los becarios de investigación son estudiantes) y se pasa diez años de precario ganando 1, veinte de titular ganando 2 y otros diez de catedrático ganando 3 (y obsérvese que con los parámetros actuales es una carrera relativamente brillante) cuesta o gana sólo 80. Cuyo valor actual, dado que le son pagados la mayor parte al final de su vida, es todavía proporcionalmente menor que el de los 120 pagados a lo largo de toda ella. Pongamos que los 80 valen actualmente 50 y los 120 valen actualmente 100 y tenemos una buena estimación del grado en que la estructura piramidal y la carrera docente han disminuido los salarios de los profesores universitarios. Muy probablemente los han reducido a la mitad, por debajo quizás de los ingresos vitales de los profesores de Enseñanzas Medias, que si bien ganan algo menos que los universitarios, lo ganan desde el momento de su ingreso, durante muchos más años y desde la juventud.
Ningún otro cuerpo de funcionarios, ninguna otra organización pública ni privada ha evolucionado en el sentido de una reducción sistemática de sueldos. No, desde luego, el resto de las enseñanzas, donde los interinos perciben desde el principio los haberes correspondientes a los funcionarios a los que sustituyen.

1   2   3   4   5   6   7

similar:

La carrera del profesor universitario: cada vez más larga, MÁs pobre y más precaria iconDelante de un mundo cada vez más globalizado y competitivo y de unos...
«cálculo», y del latín Logística, término con el que se identificaba en épocas de la Antigua Roma al administrador o Intendente de...

La carrera del profesor universitario: cada vez más larga, MÁs pobre y más precaria iconConseguir la tarjeta del estatuto de apátrida es una quimera para...

La carrera del profesor universitario: cada vez más larga, MÁs pobre y más precaria iconCada 4 años, el mundo se paraliza cuando sucede el fenómeno más importante...

La carrera del profesor universitario: cada vez más larga, MÁs pobre y más precaria iconCada 4 años, el mundo se paraliza cuando sucede el fenómeno más importante...

La carrera del profesor universitario: cada vez más larga, MÁs pobre y más precaria iconOrtega y Gasset es, tal vez, el más importante filósofo español;...

La carrera del profesor universitario: cada vez más larga, MÁs pobre y más precaria iconEl sentimiento que alienta al hombre por el suelo natal, es el principio...

La carrera del profesor universitario: cada vez más larga, MÁs pobre y más precaria iconResumen: Cuando hablamos de arte o mas en concreto de pintura, pensamos...

La carrera del profesor universitario: cada vez más larga, MÁs pobre y más precaria iconMás producción, más exportaciones, precios más bajos

La carrera del profesor universitario: cada vez más larga, MÁs pobre y más precaria iconHoy, mañana y siempre, cada 16 de marzo se celebra el nacimiento...

La carrera del profesor universitario: cada vez más larga, MÁs pobre y más precaria iconLa distancia más larga






© 2015
contactos
h.exam-10.com