Encuentro solidario de la humanidad en el poema Masa de César Vallejo






descargar 9.79 Kb.
títuloEncuentro solidario de la humanidad en el poema Masa de César Vallejo
fecha de publicación09.06.2015
tamaño9.79 Kb.
tipoDocumentos
h.exam-10.com > Literatura > Documentos
Encuentro solidario de la humanidad en el poema Masa de César Vallejo.

La humanidad entre el materialismo y la espiritualidad

Por Gonzalo Valdivia Dávila, en 8 de Agosto de 2008
César Vallejo (1892-1938) fue un poeta de la condición humana, cuyo arte no podía ser indiferente al dolor y sufrimiento humano, es por ello que muchos de sus poemas tienen un tono desgarrado pero debido a su inteligencia y extraordinaria técnica, sus versos no pierden la lucidez de un autor cerebral, solidario con el género humano y poeta en toda la extensión del término, creando belleza a partir de cualquier motivación y circunstancia humana y a la vez poeta metafísico, ansioso por develar las razones últimas del ser y la existencia. Vallejo fue muy sensible al drama de la guerra civil española, no ocultó su preocupación por el destino de España ni en su obra, ni en el periodismo. El poemario que dedica a esta etapa de la historia española se llama España aparta de mi este cáliz (1937), titulo de inspiración cristiana, que revela la espiritualidad de Vallejo, quien tuvo a la religión presente como referente de su obra y también para indagar sobre la contingencia del sufrimiento del ser humano y el enigma de la muerte.
El poema de este artículo es Masa, donde se opera el milagro de la resurrección de un muerto ante el amor liberado por la humanidad que lo contempla caído y que le invita a asumir de nuevo la vida. Es difícil definir la producción de un poeta universal dentro de un solo ismo literario; Vallejo evoluciona su arte porque se nutre de varias corrientes y movimientos que le toca experimentar en su biografía; así surge en una época de paso del modernismo al vanguardismo y culmina su obra en la posvanguardia o vuelta al orden, que tomó las décadas de 1920 y 1930; movimiento que luchó contra la deshumanización del arte.
Vallejo pasó por el marxismo, corriente ahora superada como opción política, también se inscribió en el partido comunista de España. En Masa, el cadáver vuelve a andar, pero Vallejo no dice que pasó con su espíritu, es por ello que se puede desprender del marxismo, el hecho de generar en el lector una actitud materialista que busca recuperar la vida de la materia, su identidad y dignidad. En Masa hay una dicotomía de muerte y vida, es un solo muerto caído en la batalla, que mueve a un hombre, luego a otros hasta elevar el número por progresión geométrica a toda la humanidad, los vivos buscan levantar por amor al muerto para vencer a la muerte. Este único muerto revive después de haber experimentado tristeza y emoción ante el ruego global de los hombres de seguir viviendo con ellos.
Representación de los hombres: Los hombres son todos los personajes del poema, los vivos y el cadáver, todos ellos llegan a uniformarse en la condición humana, se hacen conciencia solidaria y fraternal para con el caído en batalla, el origen de la muerte de este soldado pertenece al pasado del poema, la muerte se reproduce desde este pasado hasta que el muerto puede levantarse y caminar. Hay un primer hombre que se acerca al occiso, este humano vivo es quien desata la reacción en cadena de la concurrencia en masa en torno al caído para implorarle que asuma la vida porque ahora todos los seres humanos lo aman. Los otros hombres están representados por números, “dos, veinte, cien, mil, quinientos mil”, para expresar el amor y la esperanza colectiva en un mundo fraterno, sin odios, también esto fue un anhelo de la vanguardia, redimir a la humanidad desde el arte, recuperando la dignidad del hombre por la cultura con miras a crear una comunidad global fraterna y solidaria. La concurrencia de hombres aumenta a “millones de individuos”, quienes no perderán su identidad ni personalidad por fundirse en la masa, la multitud no hace perder la esencia del individuo dentro del colectivo. Cuando la concurrencia llega a “todos los hombres de la Tierra le rodearon” ya no hay ruegos, el vocativo para pedirle al caído que se levante se traduce en un calor humano totalizante.

Los hombres se han reconocido como hermanos, entre vivos y muertos, los millones le dicen “¡Quédate hermano!”, pensar la vida hace quererla por la noción de igualdad y porque los hombres vivos están luchando igual que el cadáver contra la sensación de aplastamiento por la muerte.
La actitud ante la muerte: En este poema, la actitud de los vivos es el amor y el ruego por convencer al caído de que se levante, el primer hombre, a quien el resucitado abrazará al final comienza: “No mueras, te amo tanto”, es decir reconoce su lugar en el mundo que es irremplazable, el individuo desconocido mantiene su identidad, está en potencia de conocer al otro, de compartir, la vida con él. Dos hombres más le dirán al difunto “¡No nos dejes! ¡Valor! ¡Vuelve a la vida!”, seguir con vida implica valor para afrontar el sufrimiento, los hombres van al encuentro con la muerte pero desean revertirla, Vallejo vivió preocupado por descubrir la alegría de la vida y evitar la preocupación por su fin, pues en su poesía pensar la muerte es hacerla existir. Contrasta al inicio, la actitud del caído “Pero el cadáver ¡ay! siguió muriendo”. Esta anáfora o recurrencia de una frase en el poema refleja la crisis espiritual de Vallejo, su temor a la muerte absoluta del ser, esta duda proviene de su contacto con el marxismo, pero este poemario tiene connotación religiosa, y el poema sigue un hilo conductor con el resto del poemario, un artista consumado como Vallejo no puede negar radicalmente la posibilidad de la vida espiritual. El cadáver tiene que responder ante el amor, pero parece imposible: “Tanto amor y no poder nada contra la muerte”; la respuesta milagrosa la motiva la humanidad entera, que despierta la sensibilidad en el cadáver, para que se acerque al primer hombre, quizá más cerca de él en el escenario donde se hallaba caído, pero también más cerca de el por la conexión del amor y la solidaridad.
Conclusión: Vallejo responde a un evento importante de su tiempo, la guerra civil española en el poema Masa, pero también expresa su disyuntiva entre asumir el materialismo como fin de la vida, resignándose a buscar solo la igualdad en la materia o creer en la espiritualidad del hombre, como fuente del amor, la solidaridad o la fraternidad. Indicio de su preocupación por la vida del espíritu fue su obsesión por la muerte en sus poemas, pero también el proyecto de un encuentro fraterno entre los hombres, sugerido desde la literatura, como reflejo del proyecto totalizante de la vanguardia, hacer que los hombres se humanicen por el arte.

Añadir el documento a tu blog o sitio web

similar:

Encuentro solidario de la humanidad en el poema Masa de César Vallejo iconLa tensión Eros/Tánatos en la obra poética de César Vallejo: Un estudio...

Encuentro solidario de la humanidad en el poema Masa de César Vallejo iconGlotrilSAcerio: glosando trilce a matacaballo
«a toda asta» (¿por oposición «a media asta»?); según Juan Larrea, «con esta grafía, Vallejo coloca al lector en presencia de una...

Encuentro solidario de la humanidad en el poema Masa de César Vallejo iconHoy, mañana y siempre, cada 16 de marzo se celebra el nacimiento...

Encuentro solidario de la humanidad en el poema Masa de César Vallejo iconFundación Proyecto Solidario

Encuentro solidario de la humanidad en el poema Masa de César Vallejo iconDisputas y debates en torno a un poema

Encuentro solidario de la humanidad en el poema Masa de César Vallejo iconEl trebol de San Juan, poema dramático, en tres actos…

Encuentro solidario de la humanidad en el poema Masa de César Vallejo iconElena Vallejo – Mezzosoprano

Encuentro solidario de la humanidad en el poema Masa de César Vallejo iconLectura del poema Los espejos, página 223 -luis Alberto de Cuenca

Encuentro solidario de la humanidad en el poema Masa de César Vallejo iconEl más grande coleccionista de Vallejo

Encuentro solidario de la humanidad en el poema Masa de César Vallejo iconTema 10. El teatro a partir de 1950. Antonio buero vallejo






© 2015
contactos
h.exam-10.com